June 9, 2017

June 5, 2017

May 1, 2017

April 27, 2017

February 8, 2017

Please reload

Entradas recientes

I'm busy working on my blog posts. Watch this space!

Please reload

Entradas destacadas

INBODY workshop " RENDICIÓN "

December 16, 2015

 

 

"el momento previo a la rendición es el agotamiento, estar exhaustos.

Nos agotamos cuando hay tensión, cuando nos "protegemos" de "algo" o de "alguien", cuando construimos muros en nuestra zona de confort, para que nadie entre, nadie descubra, nadie nos haga daño.

Construimos muros y los defendemos, nos defendemos atacando a todo aquel que nos de la impresión de querer entrar, de querer tocar....

La protección y el ataque, la danza del agotamiento.

El miedo y la rabia, la danza del agotamiento. 

 

De qué nos protegemos? Por que atacamos? Por que ponemos tanta tensión.... 

 

Prueba a decir..... "ME RINDO"....

no se a ti, pero a mi una gran bocanada de aire, una profunda exhalación me llena y me libera....

 

El miedo me transporta a la inhalación, a cerrarme, a detenerme, a moverme con cautela, a moverme frenéticamente, pero sosteniendo la inhalación, reteniendo el aire dentro de mi.

La rabia, al contrario, me lleva a la exhalación, a la comunicación, a la acción, a la dirección de mis movimientos, a ser directo y afilado como un cuchillo.

En ambos casos, si observamos la relación con el otro, es, o desaparacer o hacer desaparecer. Destruirme, huir, borrarme o destruir, herir o detener al otro. Vivimos mucho tiempo en espacios así, habitamos mucho tiempo en esta danza.

 

A dónde nos lleva? Por que gastar tanta energía en esta agotadora danza?

 

Para mi, llegar a la rendición, significa abandonar esta danza, abandonar este espacio y lanzarte a la confianza total de que venga lo venga estará bien. Confiar en ti, confiar en el otro, confiar en el espacio.... y esto no es otra cosa que amor.

 

Al entregarnos al amor, el miedo y la rabia transitan pero no nos colapsan...

Identificamos el amor como algo misterioso, que trasciende a nuestra naturaleza. Identificamos el amor como algo más allá de nosotros, más allá de nuestro cuerpo físico.

Así que cuando lo tocamos lo abandonamos de nuevo y nos repetimos que no sabemos sostenerlo, retenerlo, alimentarlo para que "se quede a nuestro lado".

 

Muchos han aprovechado este sentimiento que va más allá de nuestro cuerpo físico para definir lo divino, describir a Dios, para describir la fuente de toda vida.

El amor es tan escaso, tan elusivo y misterioso que se usa para describir todo aquello que no conocemos ni comprendemos, las cosas que están más allá de nosotros.

Con esta asociación para muchos el amor se sitúa fuera de nuestro alcance. 

¿Es en verdad el amor elusivo y efímero, o somos nosotros?

Tal vez hayamos estado mirando en una dirección equivocada.

 

Que pasa si te digo, como muchos otros, que tu eres divino, tu eres misterioso, tu eres ese dios, ese guru.... Que pasa si cambiamos con esta idea de que lo divino, lo desconocido habita separado de nosotros y respiramos que lo teníamos enfrente...

 

Te digo, y me digo que el amor habita aquí, que las barreras y los limites estan en creer y querer distanciarnos de lo divino.

 

Así que ríndete, respírate, exhálate.... "

 

 

 

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Síguenos